Expertología para Emprendedores: Reflexiones de Marketing para quien inicia en el mundo de los negocios.

Vivimos en crisis permanente, por fortuna! Hoy en día esos círculos de confort donde el empleo o el emprendimiento se pensaban seguros, sabemos que son de incertidumbre continua, lo que detona la creatividad y la innovación como actores clave no sólo para emprendedores, sino incluso para empresas consolidadas, y porque no, hasta para aquellos que aún no han emprendido y buscan hacerlo.

 

En este sentido nuestro valor como emprendedores no lo brinda un título, conocimientos teóricos, o incluso la idea de negocio que se tenga en mente; lo que nos hace relevantes es nuestra capacidad de solucionar problemas y aportar valor al mercado que se va a llegar; se trata de encontrar o desarrollar empresas con propósito (más allá de sus misiones y visiones).

 

Cualquier emprendimiento que dependa de elaborar manuales de procesos, que pueda mecanizarse o ejecutarse en una serie de pasos repetidos está en peligro de ser un emprendimiento fácilmente clonable y mejorable por otros. Diversas escuelas de negocios y programas para emprendedores, centran sus contenidos en que encuentres una idea de negocio y luego salgas a venderla.  Algunos emprendedores creen que hay que encontrar una idea de negocio y luego buscar financiamiento. ¿Qué tal si cambiamos el paradigma?: “DETERMINA LO QUE TE APASIONA Y QUE VENGAN A COMPRARTE”.

 

Empecemos por comprender que estamos en un mundo de innumerables profesionales, con muy alta preparación, pero, somos tantos, que comenzamos a hacernos indistinguibles. En este contexto crear una empresa implica crear una estrategia de venta de servicios a tus potenciales clientes, vender soluciones que sean experiencias para ellos; por lo que tu profesión es tu primer negocio y el trabajo que realices el producto.